31 de agosto de 2013

"Other Voices" with Ivan Ruiz - Dublin


nel-bogotá





Nueva Escuela Lacaniana de Psicoanálisis  NEL-Bogotá 
       
                    
 Seminario de Formación Lacaniana
Segunda Sesión

20 y 21 de septiembre de 2013





Presentación
Nos ocuparemos en esta segunda parte de los conceptos de pulsión y transferencia, e intentaremos repensar las razones por las que Lacan se ve llevado a incluir el esbozo de la pulsión en su exploración de la transferencia. La distancia entre el Ideal y el objeto es tal vez una de las fórmulas más contundentes de este Seminario y también del final del análisis que de él se desprende. Un psicoanálisis puede ser leído desde esta perspectiva como un recorrido que va, tanto del amor a la pulsión, como del padre al deseo del analista. El fundamento libidinal de la transferencia se revela entonces como el operador que podrá dar acceso a un nuevo amor. ¿Cómo puede  un sujeto que ha atravesado el fantasma radical vivir la pulsión? es la pregunta que en este Seminario nos permitirá interrogar el estatuto de lo real y del final del análisis que despunta en la última enseñanza de Lacan.



Fecha y hora:
Viernes 20 de septiembre, 4:00 a 7:00 p.m.
Sábado 21 de septiembre, 9:00 a.m a 1:00 p.m y 3:00 a 5:30 p.m.


Lugar:
Sede de la NEL-Bogotá (Carrera 11B No. 99-54, Of. 602)  


Costos:
Miembros y Asociados: $150.000
Participantes del CID: $175.000
General: $200.000


Contactos: 6113511 / 6112953, nelbog.nueva.escuela.lacaniana@gmail.com

Consignar en la Cuenta de Ahorros AV-Villas No. 06603192-3  a nombre de la Asociación Nueva Escuela Lacaniana NEL-Bogotá y enviar su recibo de consignación al fax 6112002 con sus datos: nombre, teléfono, y correo electrónico. También se puede hacer la inscripción directamente en la Sede (lunes: 9 a.m. a 1 p.m, martes y viernes: 3 a 7 p.m.)
 

30 de agosto de 2013

BORDES No.18 CON CORRECCIÓN



Cuerpos Quebrados
Chun Sung-Myung
BORDES
No. 18
22 de Agosto de 2013

Boletín de la NEL hacia el VI Encuentro Americano de Psicoanálisis de la Orientación Lacaniana
XVIII EncuentroInternacional del Campo Freudiano
HABLAR CON EL CUERPO
LAS CRISIS DE LAS NORMAS Y LA AGITACIÓN DE LO REAL
Buenos Aires, 22 y 23 de noviembre de 2013
En este boletín:
  • Editorial.- Ruth Hernandez Boscán
  • ¡Es oficial… La Violencia contra las mujeres es una epidemia global!.- Lorena Greñas de Contreras
  • Una nueva alianza con el goce. Extracto del comentario a partir del Seminario de Jacques Alain Miller: Sutilezas analíticas.- Elaine Cossío
Opiniones y comentarios

  • Comentario  al texto: "Vida (R) – Muerte (S) = Cuerpo (R, S, I)" de A Santana.- María E. Lora
Cuerpo mutilado

Cuento los dedos de mis manos y mies pies
Como si fueran uvas o cerezas y los sumo
A mis pesares. Multiplico lágrimas humores
Minuciosas gotas de saliva
En estalactitas tibias y plateadas
Divido uñas y quejidos agrego dientes
Sinsabores luminosos segmentos de alegría
Entre murallas de cabellos y corolas
Que sonríen y que duelen. Todo dispuesto
En cúpulas sombrías en palpitantes atados
De costillas quebradas como si fuera un ciervo
Un animal acorralado y sin caricias
En un círculo de huesos
Y latidos.


Jorge Eduardo Eielson



EDITORIAL


Ruth Hernández Boscán



Es cierto. Un alto porcentaje de mujeres en el mundo refiere haber sufrido de violencia, asunto del que se están encargando muchos países. Lorena Greñas nos trae una interesante reflexión sobre las implicaciones de tomar a la violencia como un problema de salud pública y no como un fenómeno ineludible de la condición humana. Tendríamos dos vías para el tratamiento de la violencia: una, por medio de los ideales y la otra por medio de los desechos, con los efectos en la clínica que esto produce. Greñas apunta a la política del síntoma, a lo que nos atañe, a lo singular en cada caso, la subjetivación, en contraposición al discurso del amo que apunta a la identificación y el control.
Elaine Cossio, a partir de su lectura de Sutilezas Analíticas va de la constitución subjetiva al pase.
De los apresamientos de lo real del goce, por lo simbólico y por lo imaginario, que ponen en escena al Otro, entanto implican ya un querer decir, una dirección, una manera de inscribirse, en el inconsciente, un modo de procurar goce, a la pregunta por el sinthome entanto nos permite ir más allá del síntoma como formación. Se tratará –nos señala Elaine- de dar cuenta, desde el sentido, de eso que se entrevió al término del análisis como un modo de satisfacción muy de cada uno, de undecir, entonces, acerca de una satisfacción, y que se sostendrá sin la garantía del Otro.
María Elena Lora comenta el texto de Santana, una reflexión sobre la concepción de síntoma desde la última enseñanza de Lacan para construir y apostar a una clínica en la que el sujeto acceda a arreglárselas con él.   
Abre el número Chun Sung-Myung, joven artista coreano que esculpe historias…
¡Buena lectura!
Cuerpo Fragmentado
Campos Guzman

¡Es oficial… La Violencia contra las mujeres es una epidemia global!.-

Lorena Greñas de Contreras
                       NEL - Guatemala

La noticia dio la vuelta al mundo. Diferentes medios de comunicación[1] publicaron que la  OMS dio a conocer un informe cuyas autoras, ClaudiaGarcía-Moreno[2] y Charlotte Watts[3], señalan que un 35% de las mujeres alrededor del mundo han sufrido de violencia – ya sea  ejercida por sus parejas o por hombres con los que no comparten su vida –. De hecho, el informe señala que una de cada tres ha sufrido de violencia ejercida por la pareja ("intimate partner violence"). Según dicho informe, la violencia contra las mujeres ocasiona diversos problemas de salud "tanto crónicos como agudos, desde lesiones inmediatas a infecciones transmitidas a través del sexo, a VIH, a depresión, estrés y trastornos de salud relacionados con el alcohol."[4]  Y, por supuesto, la muerte.
Carlos Dante García[5], señala que ya en el año 2002, la OMS había incorporado la violencia como un problema de salud de manera que ésta se desplazó de ser un componente ineludible de la condición humana a convertirse en un problema sanitario con lo que se produce "la destitución de la significación subjetiva del acto violento en su singularidad" Así plantea que desde el psicoanálisis y siguiendo las consecuencias que se desprenden de la fórmula lacaniana destacada por Miller: "Todo el mundo está loco, es decir delirante" se abren dos vías para el tratamiento de la violencia: una, por medio de los ideales y la otra por medio de los desechos. La primera vía, la del discurso del amo,  promueve la identificación  y produce una "clínica de la violencia" que favorece el control jurídico, social y sanitario. En cambio para la clínica analítica, la posibilidad de tratamiento requiere que el sujeto produzca "sus" significantes amo, aquellos que lo alejan de lo universal de la clase y lo acercan a lo singular de su violencia.
Si ante cualquier "epidemia global" se elaboran políticas públicas que permiten  su abordaje y tratamiento por medio de respuestas universales, el psicoanálisis abre otra vía: la de la política del síntoma que implica conducir al sujeto hasta su "división más próxima" donde se anuda "la división del sujeto del inconsciente, la división del mensaje de su síntoma, con esta otra división producida por la pulsión".[6]
Por su etimología, pareja remite al vocablo latino par que quiere decir igual, semejante[7]; así, la "Intimate partner violence" – Violencia íntima de  pareja --  remite al registro imaginario y al kakon que se presentifica en la relación imaginaria con el otro.[8] La política del síntoma abre la vía para subjetivar el propio kakon.
-------

Una nueva alianza con el goce. Extracto del comentario a partir del Seminario de Jacques Alain Miller: Sutilezas analíticas.
Elaine Cossío

NEL Mexico


La constitución del sujeto es una respuesta que ha conseguido organización a aquello que no la tiene. Se tratará entonces, tanto de una captura imaginaria del goce como de su captura simbólica (la ficción del significante). Una imagen privilegiada tendrá sus efectos definitivos para el sujeto (la formulación lacaniana del estadio del espejo nos sirve aquí de guía) o sea, lo imaginario podrá dar cuenta de una condensación o apresamiento de lo caótico en una organización imaginaria, y esta captura está siempre necesariamente apoyada, además, por su relación con lo simbólico, que sostendrá la estructura. Pero ambos apresamientos de lo real del goce, por lo simbólico y por lo imaginario, pondrán en escena al Otro, que implicará ya un querer decir, que implica una dirección. Puede decirse que ha sido la manera de inscribirse, en el inconsciente, un modo de procurar goce.
Miller escribe I S // R
Lacan conceptualiza a estos fines su objeto a, como condensador de goce, y en este seminario se describe su aspectoamboceptor (o de mediador) entre el goce y la verdad (lo simbólico). Concomitante, el concepto de la pulsión (esa fuerza constante, venida del interior) que el mismo Freud ponía como fronterizo entre lo anímico y lo somático, se refiere a un goce modelado sobre una cadena significante, y cuyo "querer decir" se relaciona ya, muy bien con la Demanda, con una orientación al y por el Otro.
En el Seminario X, La angustia, Lacan articula la cuestión de la inserción del goce -habla de lo pulsional- a partir de una demanda del Otro, y cómo los objetos de la pulsión estarán coordinados con la castración. Pero, es importante retener, también indica cómo la angustia es lo que no engañaría en cuanto a un encuentro más allá de esta articulación causal con lo fálico.
Habrá que especificar que la resolución defensiva para el caso de la neurosis, la vía de la represión, es la de hacer coordinar el descalabro de una falta estructural con la castración, y aquí la metáfora paterna, como lo indica Miller, va a permitir que a ese goce desordenado advenga también un sentido. Un sentido fálico, pues, más universal, para ese goce que es en su (profunda) esencia muy singular, y que (de todos modos!) será un goce que no se dejará convertir del todo, quedará siempre un irreductible. Él, el goce, no todo podrá ser sentido, no todo ha podido negativizarse con la castración. Y estará en causa. Se relacionará, entonces, con el sinthome de cada quien.
En el texto, "Inhibición, síntoma y angustia", Freud destaca por primera vez la satisfacción intrínseca que hay en el síntoma, (ese goce opaco al sentido) que detodos modos insiste y que no se deja tramitar del todo en la reglamentación que le impone el Principio del placer. Es ése que no se ha dejado reconducir a cero ni aún en la formación sintomática misma. Esa satisfacción que hay en el síntoma, viéndolo en particular en la neurosis obsesiva, seguirá implicando una tentación que llevará al aparato psíquico a una nueva defensa, Freud: "La lucha contra el impulso pulsión encuentra su prosecución en la lucha contra el síntoma." 
Pero, sigue Freud en el texto: El Yo se hace uno con el síntoma, comienza a "suprimir el extrañamiento y el aislamiento del síntoma, utilizando todas las posibilidades de enlace con él e incorporándolo a su organización" (se trata de la familiarización con lo no asimilado del síntoma, que habla Lacan en el Seminario X con respecto al obsesivo). Tiene entonces efecto una adaptación al elemento del mundo interior extraño al yo, representado por el síntoma.
Esta es una familiarización o identificación con el síntoma que es muy difícil de desatar en la clínica -dicen tanto Freud como Lacan- y en particular Lacan advierte en este sentido que en el análisis del obsesivo ha de formulársele en el sujeto -ha de percatarse de- algo que le indique que hay una causa para ello. Este tipo de identificación con el síntoma está articulada de todos modos con la represión, y está al servicio de suprimir el goce o la extrañeza.
En cuanto al pase, el concepto de sinthome permite ir más lejos del síntoma como formación. Se tratará de dar cuenta, desde el sentido, de eso que se entrevió al término del análisis (un más allá incluso del sentido) como un modo de satisfacción muy de cada uno (es una identificación de la que se testimonia, que no hace grupos, no masifica...) Un saber sobre el goce singular, y sin la pretensión -por ejemplo, fálica- de que esta satisfacción esté coordinada con un Otro consistente. Por tanto, al final, se ha entrevisto la causa (el objeto) y se ha advertido la sujeción de estegoce al Otro. Este instante es correlativo del desvanecimiento de este Otrosupuesto saber. Es un decir, entonces, acerca de una satisfacción, y que se sostendrá sin la garantía del Otro.
Miller dice claramente, es: "Una nueva alianza con el goce imposible de negativizar". Me parece, que está situando así una relación con el goce que no llevará esta vez la marca del repudio, será un Es eso. Y satisface.
Referencias:
J. Lacan, Seminario X, La angustia, Cap XXI, Ed. Paidós
S. Freud, Inhibición, síntoma y angustia, 1925, Ed. Amorrortu, XX.

OPINIONES Y COMENTARIOS



Comentario  al texto: "Vida (R) – Muerte (S) = Cuerpo (R, S, I)" de Aliana Santana
                                                                                                    María Elena Lora
                                                                                                   (NEL-La Paz)
El texto que nos presenta Aliana Santana a propósito del cuerpo, no solo es sugerente por eltítulo sino que nos lleva a reflexionar sobre una serie de recodos y torsiones vinculados a las nociones de R, S, I, que hacen reverberar el misterio de la vida y la muerte.
Por un lado, es un trabajo donde la escritura exhibe de manera intensa la relación entre laletra y el cuerpo, que delimita el campo del deseo, interroga lo real del goce y la muerte. Lo real, la muerte, el goce que habitan la lengua, el cuerpo se imprimen en tanto trazo singular que organiza el vivir de cada ser hablante. Por otro lado, es importante señalar el aporte de una lectura sobre la muerte como aquello que insiste y se presentifica en la vida cotidiana, de manera que no solo es constitutiva de la existencia, sino que aparece como una forma de lazo, como un  motor que da vida a una realidad discursiva.
Las referencias tomadas de la obra de Lacan enfatizan varios conceptos, que hacen de bisagra para examinar la teoría del nudo borromeo.  Efectivamente, solo bajo esta perspectiva  se puede iniciar un proceso que conducirá paso a paso a una clínica que responda al reto de los nuevos síntomas impermeables al saber inconsciente.
Así, es preciso reflexionar el síntoma desde la última enseñanza de Lacan para construir y apostar a una clínica en la que el sujeto acceda a arreglárselas con él.  
Foto: Street art music. In Berlin
Comité organizador BORDES:
Piedad Ortega de Spurrier, Marcela Almanza, Elida Ganoza, Johnny Gavlovski E., Ruth Hernández


[1] "OMS: La violencia contra las mujeres causa una «epidemia de salud global». Disponible en http://es.reuters.com  consultado el 31 de julio de 2013; "Un tercio de mujeres padece violencia" en Prensa Libre (Guatemala) del viernes 21 de junio de 2013. Pag. 42; "Violencia contra las mujeres es «epidemia»" en Siglo.21 (Guatemala) del viernes 21 de junio de 2013. Pag. 20
[2]  Directora delDepartamento de Salud Sexual y Género de la Organización Mundial de la Salud.
[3]  Experta en políticas de salud en la London School of Hygiene and Tropical Medicine de Londres, Inglaterra.
[4]  "OMS: La violencia contra las mujeres causa una «epidemia de salud global».  Op. Cit.
[5] García, C.D. "La violencia: ¡Qué locura! En La violencia síntoma social de la época. Ondina María Rodríguez Machado/Ernesto Derezensky (Orgs).  Belo Horizonte, Scriptum Livros, 2013.  Pag. 121-128
[6] Bassols, Miquel. "Una política del síntoma, llevar al sujeto hasta su división más próxima". Disponible en http://www.nel-mexico.org/articulos/seccion/textosonline/subseccion/La-experiencia-analitica/715/Una-politica-del-sintomaconsultado el 11 de agosto de 2013.
[7] Disponible en http://etimologias.dechile.net/?pareja consultado el 11 de agosto del 2013
[8] Tendlarz, Silvia Elena. "Asesinato en una escuela". Disponible en http://www.lacan.com/symptom6_articles/tendlarz-asesinato.html consultado el 11 de agosto de 2013.


27 de agosto de 2013

NEL-Lima: Seminario "Clínica psicoanalítica nodal"













Seminario de Formación Lacaniana NEL-Bogotá - Segunda Sesión - 20 y 21 de septiembre




Nueva Escuela Lacaniana de Psicoanálisis  NEL-Bogotá 
                           

Seminario de Formación Lacaniana
Segunda Sesión




Presentación
Nos ocuparemos en esta segunda parte de los conceptos de pulsión y transferencia, e intentaremos repensar las razones por las que Lacan se ve llevado a incluir el esbozo de la pulsión en su exploración de la transferencia. La distancia entre el Ideal y el objeto es tal vez una de las fórmulas más contundentes de este Seminario y también del final del análisis que de él se desprende. Un psicoanálisis puede ser leído desde esta perspectiva como un recorrido que va, tanto del amor a la pulsión, como del padre al deseo del analista. El fundamento libidinal de la transferencia se revela entonces como el operador que podrá dar acceso a un nuevo amor. ¿Cómo puede  un sujeto que ha atravesado el fantasma radical vivir la pulsión? es la pregunta que en este Seminario nos permitirá interrogar el estatuto de lo real y del final del análisis que despunta en la última enseñanza de Lacan.


Fecha y hora:
Viernes 20 de septiembre, 4:00 a 7:00 p.m.
Sábado 21 de septiembre, 9:00 a.m a 1:00 p.m y 3:00 a 5:30 p.m.

Lugar:
Sede de la NEL-Bogotá (Carrera 11B No. 99-54, Of. 602)  

Costos:
Miembros y Asociados: $150.000
Participantes del CID: $175.000
General: $200.000

Contactos: 6113511 / 6112953, nelbog.nueva.escuela.lacaniana@gmail.com

Consignar en la Cuenta de Ahorros AV-Villas No. 06603192-3  a nombre de la Asociación Nueva Escuela Lacaniana NEL-Bogotá y enviar su recibo de consignación al fax 6112002 con sus datos: nombre, teléfono, y correo electrónico. También se puede hacer la inscripción directamente en la Sede (lunes: 9 a.m. a 1 p.m, martes y viernes: 3 a 7 p.m.)

--
Nueva Escuela Lacaniana de Psicoanálisis NEL-Bogotá

Horarios de Atención:
Lunes: 9:00 a.m. a 1 p.m. Martes y viernes: 3:00 p.m a 7 p.m
Lunes festivo se atenderá el jueves de 9:00 a.m a 1:00 p.m  
Teléfonos: 611 35 11 - 611 2953
Carrera 11B # 99- 54 Oficina 602

26 de agosto de 2013

Seminario de Escuela NEL-Lima: "Clínica psicoanalítica nodal"





Queridos colegas y amigos:
Este es el horario y el programa del seminario que muy pronto tendremos el enorme placer de desarrollar, gracias a nuestro invitado especial, Fabián Shejtman.
¡A prepararse!

Marita Hamann
Coordinadora del Seminario de Escuela
 
SEMINARIO "CLÍNICA PSICOANALÍTICA NODAL"

 A cargo de Fabián Schejtman
Psicoanalista. Miembro de la EOL y la AMP
Director de la Maestría en Psicoanálisis, UBA
Prof. Titular de Psicopatología, UBA 



VIERNES 6 de septiembre

20.30 a 22.00 hs.
"PANORAMA DE LA CLÍNICA PSICOANALÍTICA NODAL"
Bibliografía sugerida:
-       Lacan, J., "La tercera". En Intervenciones y textos, 2, Manantial, Buenos Aires, 1988.
-       Lacan, J., El seminario. Libro 22: "RSI", inédito, clases del 10-12-74 y 21-1-75.
-       Lacan, J., El seminario. Libro 23: "El sinthome", Paidós, Buenos Aires, 2006, caps. V y VI.
-       Schejtman, F., "Síntoma y sinthome". En Schejtman, F. y otros, Elaboraciones lacanianas sobre la psicosis, Garma, Buenos Aires, 2012. (También en la revista Ancla, n° 2, Buenos Aires, 2008).
-       Schejtman, F., "Clínica psicoanalítica: Verba, Scripta, Lectio". En Schejtman, F. y otros, "Clínica psicoanalítica: Verba, Scripta, Lectio". En Psicopatología: Clínica y ética, Grama, Buenos Aires, 2013.



SÁBADO 7 de septiembre

9.30 a 11.00 hs.
"EL JOYCE DE LACAN: SÍNTOMA Y SINTHOME"
Bibliografía sugerida:
-       Lacan, J., "Joyce el síntoma I", en Uno por Uno, 44, Eolia, Buenos Aires.
-       Lacan, J., El seminario. Libro 23: "El sinthome", Paidós, Buenos Aires, 2006, caps. III, V, VI y X.
-       Schejtman, F., "Síntoma y sinthome". En Schejtman, F. y otros, Elaboraciones lacanianas sobre la psicosis, Garma, Buenos Aires, 2012. (También en la revista Ancla, n° 2, Buenos Aires, 2008).

11.15 a 12.45 hs.
"4, 5, 6"
Bibliografía sugerida:
-       Lacan, J., "La tercera", en Intervenciones y textos, 2, Manantial, Buenos Aires, 1988.
-       Lacan, J., El seminario. Libro 22: "RSI", inédito, 15-4-75 y 13-5-75.
-       Lacan, J., El seminario. Libro 23: "El sinthome", Paidós, Buenos Aires, 2006, cap. I.
-       Miller, J.-A., Comentario del Seminario inexistente, Manantial, Buenos Aires, 1992.
-       Miller, J.-A., "Nota paso a paso", en Lacan, J., El seminario. Libro 23: "El sinthome", Paidós, Buenos Aires, 2006.
-       Schejtman, F., "Encadenamientos y desencadenamientos neuróticos: inhibición, síntoma y angustia". En Schejtman, F. y otros, Elaboraciones lacanianas sobre la neurosis, Garma, Buenos Aires, 2012. (También en la revista Ancla, n° 3, Buenos Aires, 2010).


15.15 a 16.45 hs.
"TRENZAS ANALÍTICAS"
Bibliografía sugerida:
-       Schejtman, F., "Introducción de la trenza". En Schejtman, F. y otros, Elaboraciones lacanianas sobre la psicosis, Garma, Buenos Aires, 2012. (También en la revista Ancla, n° 2, Buenos Aires, 2008).

17.00 a 18.30 hs.
"NUDOS DEL AMOR"
Bibliografía sugerida:
-       Lacan, J., "Respuesta a una pregunta de Marcel Ritter", 26-1-75. En A.A.V.V., Estudios de psicosomática, vol. 2, Atuel-Cap, Buenos Aires, 1994.
-       Lacan, J., El seminario. Libro 22: "RSI", inédito, clases del 21-1-75 y 11-3-75.
-       Lacan, J., El seminario. Libro 23: "El sinthome", Paidós, Buenos Aires, 2006, cap. V.



DOMINGO 8 de septiembre

8.45 a 10.15 hs. "CONSIDERACIONES NODALES SOBRE EL FIN DEL ANÁLISIS"
Bibliografía sugerida:
-       Miller, J.-A., "CST". En Clínica bajo transferencia, Manantial, Buenos Aires, 1983.
-       Lacan, J., El seminario. Libro 23: "El sinthome", Paidós, Buenos Aires, 2006, cap. I y IX.
-       Schejtman, F., "El síntoma y los goces". En Schejtman, F., La trama del síntoma y el inconsciente, Serie del Bucle, Buenos Aires, 2004.


25 de agosto de 2013

VI ENAPOL Boletín #47 TEXTOaCUERPO/ TEXTOaCORPO - Escriben Mirta Zbrun y Rosa Yurevich


    
TEXTOaCUERPO / TEXTOaCORPO
Boletín del fin de semana #47 / Boletín do fim de semana #47
Sábado 24.08.2013
Eje 5 - Cuerpo y tecnociencia en el Siglo XXI
Contribuciones para el debate
Escriben Mirta Zbrun y Rosa Yurevich

Esta semana nuestro boletín aborda el quinto eje temático.
El texto de Mirta Zbrun se interroga sobre el lugar del psicoanálisis en el trabajo con pacientes con enfermedades genéticas. Destaca cómo, allí donde la biología pareciera ocupar todo el terreno, el discurso analítico puede hacer lugar a lo singular de un parlêtre.
Rosa Yurevich da otro paso en esa dirección. El destino de una intervención del analista permite destacar el lugar del amor en el anudamiento del cuerpo.
Un boletín en el que se articulan los nuevos desafíos con lo clásico de nuestra práctica, a la vez que enseña que lo nuevo ya está allí.
¡Qué lo disfruten y hasta la próxima!

Marcas genéticas en los cuerpos cifrados por el lenguaje biológico
Mirta Zbrun - EBP (RJ)

Comento brevemente cuestiones respecto al lugar de la eficacia del discurso del psicoanálisis en la época en que la "tecnociencia" parece querer cifrar los cuerpos con un lenguaje biológico. Cuerpos a veces marcados por enfermedades genéticamente transmitidas, heredadas por genes modificados –como es el caso de la "adrenoleucodistrofia". Enfermedad relativa al cromosoma X conocido por la sigla ALD + X.
¿El psicoanálisis tiene algo que decir sobre ese cuerpo? ¿Cómo habla él?
Consideramos con Lacan que el sexo es apenas una modalidad particular de aquello que permite la reproducción del cuerpo vivo, por lo tanto la función del sexo no se confunde con la reproducción de la vida. Como él señala: "...las cosas están lejos de ser tales que exista la secuencia de la gónada por un lado, lo que Weismann llamaba germen, y por otro lado el soma, la ramificación del cuerpo". [1]
De este modo, para Lacan no hay de un lado el sexo, ligado a la vida por estar dentro del cuerpo, y del otro, el cuerpo, como aquello que se tiene que defender de la muerte. Se sabe por la biología molecular que la reproducción de la vida emerge de un "programa", de un "codón" (una secuencia de tres bases nitrogenadas de RNA) de ahí que el diálogo entre la vida y la muerte se produzca a nivel de lo que es reproducido. Lo que lleva a decir que el diálogo "sólo adquiere carácter de drama a partir del momento en que, en el equilibrio vida-muerte, el goce interviene". Lo esencial es la emergencia de aquello de lo cual todos creen formar parte como seres hablantes –que es "esa relación perturbada con su propio cuerpo que se denomina goce". [2]
Por lo tanto, cuando los cromosomas transportan una información genéticamente modificada transmitida por el sexo, como en el caso de la ALD + X, podemos pensar en las consecuencias para la sexualidad, para la satisfacción pulsional y para las modalidades de goce del sujeto que la padece. Lo hereditario involucra siempre las relaciones elementales de parentesco (L. Strauss) y los llamados "complejos familiares" (J. Lacan) tan bien descriptos por éste en su célebre texto "Los complejos familiares...". El psicoanálisis está ahí para descifrar esos "verdaderos mitos familiares" que cifran el cuerpo, sean ellos sujetos "portadores", o "afectados" por la enfermedad.
Así el discurso del psicoanálisis puede diferenciarse del discurso de la "tecnociencia" al separarse de un lenguaje puramente biológico en relación a los cuerpos y propone una lectura de las marcas genéticas al "modo de los geómetras", (more geométrico) como propone Lacan evocando a Leibniz. Una lectura de lo real de las marcas en los cuerpos, que se muestran de manera tan diferenciada. Consideramos que es en esos cuerpos marcados por lo genéticamente heredado que lo real "aparece" como tal, es decir como imposible.
Si por un lado la tecnociencia con su lenguaje biológico pretende cifrar los cuerpos, por otro, el discurso del psicoanálisis, "el discurso de la palabra y del lenguaje" [3], hace de cada sujeto un "ser hablante" (parlêtre) y finalmente, "una sustancia gozante" [4]. En ese nuevo sujeto lacaniano el lenguaje más que nunca funcionará como "suplente" del goce sexual. Ante lo imposible de ser interpretado de una enfermedad genética como la ADL + X, el lenguaje será el instrumento mayor para tratar la relación siempre perturbada del "ser hablante" con sus modos de gozar.
Finalmente, el desafío del psicoanálisis, en portadores o afectados por un mal genéticamente heredado, será tratar lo singular de ese ser de lenguaje. De esa forma, creo que hay algo para decir de lo real en el siglo XXI, en el que el lenguaje genético anticipa casi todo sobre los padecimientos del cuerpo. El VI ENAPOL nos permitirá decir más sobre este futuro instigador.
Traducción: Cecilia Parrillo
1.       Lacan, J., El Seminario, Libro 19, ...o peor, Paidós, Bs. As., 2012, p. 41.
2.       Ibíd.
3.       Lacan, J., "Discurso de Roma", Otros Escritos, Paidós, Bs. As., 2012.
4.       Lacan, J., O Seminário, Livro 20, mais ainda, Zahar, Rio de Janeiro, 1985.

Hasta que me de el cuerpo
Rosa Edith Yurevich - EOL (Córdoba)

Esa frase dicha bajo transferencia, repetida por el analista en su homofonía acentuando el "dé", la convierte en una interpretación inolvidable para el analizante quien le confiere dicho estatuto. ¿Por qué ese estatuto? Por una sola vía, la del amor.
El amor y el cuerpo realizan allí un anudamiento que, aunque ficticio desde el inicio mismo de la experiencia analítica, le confiere un lugar posible para continuar hasta el final.
En el Seminario 23, Lacan señala en relación al cuerpo esa presencia de consistencia imaginaria, enmarcando así al cuerpo un valor nuevo. El cuerpo es aquello que el derecho otorga al sujeto como de su propiedad.
"El parlêtre adora su cuerpo porque cree que lo tiene. En realidad, no lo tiene, pero su cuerpo es su única consistencia ‒consistencia mental por supuesto, porque el cuerpo a cada rato levanta campamento". [1]
Con el tiempo esa consistencia se descompone y hasta, según J.-A. Miller en Piezas sueltas, es casi un milagro que se sostengan juntos por un tiempo.
Es porque esa consistencia no es suficiente, en tanto la relación sexual no existe, que interviene el amor. Es por la presencia misma del amor que demuestra que esa consistencia es ficticia e insuficiente. Es necesaria la presencia de otro cuerpo, algo que es contingente, aleatorio, azaroso, puesto que depende del encuentro.
¿Por qué el amor? Es la pregunta que nos hacemos. "El amor sí, el amor no, la capacidad de amar, el amor retenido, el amor desdichado, el amor satisfecho" [2], todo remite a lo insuficiente de la consistencia del propio cuerpo. Aunque consideremos que es también por el amor, en la perspectiva del sinthome, una manera de fabricar sentido a partir de un goce que es siempre parasitario.
"Hasta que me de el cuerpo", cobra la dimensión del punto de capitón a lo imposible.
1.       Lacan, J., El Seminario, Libro 23, El sinthome, Paidós, Bs. As., 2006, p. 64.
2.       Miller, J.-A., "Piezas sueltas", Curso de la orientación lacaniana, clase 24 de noviembre de 2004, inédito.

En la página web del VI ENAPOL: http://www.enapol.com podrán encontrar los
Boletines anteriores: http://www.enapol.com/es/template.php?file=Boletines.html




Eixo 5 - Corpo e tecnociência no Século XXI
Contribuições para o debate
Escrevem Mirta Zbrun y Rosa Yurevich

Esta semana o boletim aborda o quinto eixo temático.
O texto de Mirta Zbrun questiona sobre o lugar da psicanálise no trabalho com pacientes com doenças genéticas. Destaca o modo como -ali onde a biologia parecia ocupar todo o terreno- o discurso analítico pode abrir caminho ao singular de um parlêtre.
Rosa Yurevich dá outro passo nessa direção. O destino de uma intervenção do analista permite destacar o lugar do amor no enodamento do corpo.
Um boletim onde os novos desafios se articulam ao clássico de nossa prática, uma vez que esta ensina que o novo que já se encontra ali.
Boa leitura e até a próxima!

Marcas genéticas nos corpos cifrados pela linguagem biológica.
Mirta Zbrun - EBP (RJ)

Comento brevemente questões a respeito do lugar e eficácia do discurso da psicanálise na época em que a "tecnociência" parece querer cifrar os corpos com a linguagem biológica. Corpos por vezes marcados por doenças geneticamente transmitidas, herdadas por genes modificados --como é o caso da "adrenoleucodistrofia". Doença esta relativa ao cromossoma X conhecida pela sigla ALD + X.
A psicanálise tem algo a dizer sobre esse corpo? Como ele fala?
Consideramos com Lacan que o sexo é apenas uma modalidade particular daquilo que permite a reprodução do corpo vivo, portanto a função do sexo não se confunde com a reprodução da vida. Como ele assinala: (...) "as coisas estão longe de serem tais que exista de um lado a rede da gônada, aquilo que Weismann chamava de germe, e de outro, a ramificação do corpo". [1]
Desse modo, para Lacan não há, de um lado o sexo, ligado à vida por estar dentro do corpo, e, de outro, o corpo, como aquilo que se tem que defender da morte. Sabe-se pela biologia molecular que a reprodução da vida emerge de um 'programa', de um "códon" (uma sequencia de três bases nitrogenadas de RNA), daí que o diálogo entre a vida e a morte se produza no nível do que é reproduzido. O que o leva a dizer que o dialogo "assume caráter de drama a partir do momento em que, no equilíbrio vida e morte, o gozo intervém". O essencial é a emergência daquilo que todos acreditam fazer parte como ser falante --que é "a relação perturbada como o próprio corpo que se chama gozo". [2]
Desse modo, quando os cromossomas transportam uma informação geneticamente modificada veiculada pelo sexo, como no caso da ALD + X, podemos pensar em consequências para a sexualidade, para a satisfação pulsional e para os modos de gozo do sujeito que a padece. No que diz respeito à hereditariedade, esta envolve sempre as relações elementares do parentesco (L. Strauss) e os chamados 'complexos familiares' (J. Lacan) tão bem descritos por este em seu celebre texto "Os complexos familiares...". A psicanálise está ai para decifrar esses 'verdadeiros mitos familiares' que cifram o corpo, sejam eles sujeitos 'portadores', ou 'afetados' pela doença.
Assim o discurso da psicanálise pode-se diferenciar do discurso da "tecnociência" ao afastar-se de uma linguagem puramente biológica em relação aos corpos e propor uma leitura das marcas genéticas ao 'modo dos geômetras', (more geométrico) como propunha Lacan evocando Leibniz. Uma leitura do real das marcas nos corpos, que se mostram de maneira tão diferenciada. Consideramos que é nesses corpos marcados pelo geneticamente herdado que o real "aparece" como tal, quer dizer, como impossível.
Se por um lado a "tecnociência" com sua linguagem biológica pretende cifrar os corpos, por outro, o Discurso da Psicanálise, "o discurso da fala e da linguagem" [3], faz de cada sujeito um "falasser" (parlêtre) e finalmente, uma "substancia gozante" [4]. Nesse novo sujeito lacaniano a linguagem mais do que nunca funcionará como "suplente" do gozo sexual. Perante o impossível de ser interpretado de uma doença genética como a ADL+X a linguagem será o instrumento maior para tratar a relação sempre perturbada do "falasser" com seus modos de gozo.
Por fim, o desafio da psicanálise, em portadores ou afetados por um mal geneticamente herdado, será tratar do singular desse ser da linguagem. Dessa forma, acredito que há algo a dizer diante do real no século XXI, em que a linguagem genética antecipa quase tudo sobre os padecimentos do corpo. O VI ENAPOL nos permitirá dizer mais sobre este instigante futuro.
1.       Lacan, J., O seminário, Livro 19, … ou pior, Zahar, Rio de Janeiro, 2012, p. 41.
2.       Idem.
3.       Lacan, J., "Discurso de Roma", Otros Escritos, Paidós, Bs. As., 2012.
4.       Lacan, J., O Seminário, Livro 20, mais ainda, Zahar, Rio de Janeiro, 1985.

Até que me dê o corpo
Rosa Edith Yurevich - EOL (Córdoba)

Essa frase dita sob transferência, repetida pelo analista em sua homofonia acentuando o "dê", foi convertida em uma interpretação inesquecível para o analisante, que lhe conferiu tal estatuto. Por quê esse estatuto? Através de uma única via, a do amor.
O amor e o corpo realizam aí um enodamento que –ainda que fictício desde o início mesmo da experiência analítica– lhe confere um lugar possível para continuar até o final.
No Seminário 23, Lacan assinala, em relação ao corpo, essa presença de consistência imaginária, atribuindo-lhe, assim, um novo valor. O corpo é aquele que o direito outorga ao sujeito como sendo de sua propriedade.
"O falasser adora seu corpo porque crê que o tem. Na realidade, ele não o tem, mas seu corpo é sua única consistência, consistência mental é claro, porque seu corpo sai fora a todo instante". [1]
Com o tempo, essa consistência se decompõe e até ‒conforme Jacques-Alain Miller, em Peças Avulsas– é quase um milagre que seus elementos tenham se mantido juntos por algum tempo.
É porque essa consistência não é suficiente –uma vez que a relação sexual não existe– que intervém o amor. É pela própria presença do amor que se demonstra que essa consistência é fictícia e insuficiente. É necessária a presença de outro corpo, algo que é contingente, aleatório, ao acaso, já que depende do encontro.
Por quê o amor? É a pergunta que nos fazemos. "O amor sim, o amor não, a capacidade de amar, o amor retido, o amor infeliz, o amor satisfeito" [2], tudo remete ao insuficiente da consistência do próprio corpo. Ainda que consideremos que também é pelo amor, na perspectiva do sinthome, uma maneira de fabricar sentido a partir de um gozo que é sempre parasitário.
"Até que me dê o corpo" cobra a dimensão do ponto de capiton ao impossível.
Tradução: Fábio Paes Barreto
1.       Lacan, J., O Seminario, Livro 23, O sinthoma, Zahar, Rio de Janeiro, 2005, p. 64.
2.       Miller, J.-A., "Peças avulsas", Curso de orientação lacaniana, aula de 24 de novembro de 2004, inédito.
    Informes: Escuela de la Orientación Lacaniana
    Tel: (54-11) 4811-2707 | info@enapol.com