14 de marzo de 2016

El Cuerpo Hablante. Boletín N. 11. CONGRESO Y ANÁLISIS, por Renato Andrade C.



El entusiasmo de Renato es un aperitivo que alienta y relanza el horizonte del pase del siglo XXI, un análisis que nos lleva al encuentro como nos señala Renato a lo “fuera de discurso”. Buena lectura!!!

Un Congreso de la AMP siempre es transversal a nuestra experiencia de Escuela. Lo que lo anima no sólo atraviesa las actividades de nuestras sedes y delegaciones, sino nuestros análisis y aquellos que dirigimos, como los controles que brindamos y recibimos.

El Cuerpo Hablante, como su tema, es animado por la pregunta: ¿de qué se trata el psicoanálisis en el siglo XXI? Cuando Miller nos dice que ya lo practicamos pero todavía no lo sabemos decir, nos invita a una redistribución de las nociones con las que conceptualizamos nuestra práctica. Echamos mano del parlêtre, el sinthome, el escabel, o repensamos la interpretación, la transferencia o el diagnóstico diferencial.

Pero nos invita también al horizonte del Pase, es decir, al de llevar nuestra experiencia de análisis lo más lejos posible en articulación con la comunidad analítica. Si el cuerpo hablante es la manifestación de un “acontecimiento de cuerpo”: ¿Cómo conducir al parlêtre a su re-encuentro si no hemos “dibujado” el nuestro o, al menos, empezado su trazo? ¿Cómo orientarnos en el estructural despliegue infinito de palabras analizantes para producir ese auténtico imposible de decir, si aún navegamos el mar de las significaciones? ¿Cómo salir de la “inhibición” para obtener la certeza de que allí, donde más se habla, se intenta “ocultar el verdadero silencio”(1) que sostiene todo sentido? Por ello un Congreso de la AMP es siempre un envión para los miembros de la Escuela y la reintroducción del agujero que sostiene su formación.

En nuestra época, en la que “el inconsciente es mucho más impermeable al sentido y resistente a ser considerado como un texto censurado” (2), desde la perspectiva del cuerpo hablante, sigue siendo nuestra política. Aunque dejamos de buscarlo tanto en las formaciones del inconsciente y el escenario fantasmático, para encontrarlo en el “fuera de discurso” de las vueltas de un análisis.

Notas:
1) Vieira, M. Un cuerpo suspendido, p. 32. En El cuerpo hablante: Parlêtre, sinthome, escabel. Grama, Buenos Aires, 2015.
2) Ibíd., p. 30.